Saltar al contenido

Día: 23 de mayo de 2015

Baños de sol

Tomar el sol es una de tantísimas cosas como han cambiado en los últimos veinte años, creo yo. La generación de nuestros padres tomaba el sol con un par, a pecho descubierto y sin gafas oscuras. Mientras tanto, el seiscientos quedaba aparcado bajo la sombra protectora de las acacias, pongo por caso, emitiendo esos chasquidos que hacen los bugas al enfriarse. Bueno, mi padre tenía un ciento veinticuatro más rojo que la Pasionaria, pero para el caso que nos ocupa lo mismo da. Los que tenían mejores haigas, tipo Mercedes, sin ir más lejos, no tomaban el sol, o lo…